Artur Mas, independencia, recortes y turismo


Dando un paseo por internet he encontrado esta mañana la entrada de Santiago González en su blog sobre Catalonia tours. No hay mucho más que añadir sobre el grado de idiotez al que algunos que tienen la mente tan estrecha como una de las franjas de la bandera catalana (la independentista tiene menos espacio porque una parte lo ocupa el triángulo y la estrella).

Resultaría anecdótico contemplar tal suerte de tonterías sin fin si no fuera porque están escritas en serio y porque representan el concepto que tienen sobre lo que representa la independencia para algunos. Creo que los estados tienen derecho a decidir sobre su futuro y Cataluña no es una excepción pero creo que esa opción no debería basarse en mentiras burdas que insultan la inteligencia de aquellos que estamos convencidos de que la cultura catalana es una parte fundamental de la cultura de este país por lo que nos aporta y no por lo que nos quita.

El caso es que una cosa me ha llevado a la otra y al final he acabado en la página oficial de la agencia de turismo de Cataluña. Hace tiempo que estoy convencido de que todo esto de la independencia no es más que un intento de ocultar por parte del gobierno nacionalista su nefasta gestión que les ha llevado a no poder pagar la sanidad o la educación por su despilfarro. Instituciones, cargos de representación de todo tipo, organismos oficiales duplicados, subvenciones a campañas promocionales del catalán y Cataluña merman las arcas del gobierno catalán mientras faltan euros para financiar los servicios básicos que deberían cubrirse de forma prioritaria.

Pero ¿por qué no se recorta en todas estas cosas? y ¿por qué socialistas, populares e izquierda unida no denuncian esta situación? La respuesta es sencilla: todos esos organismos representan un lugar en el que colocar amigos o gentes a las que se les deben favores políticos de todo tipo. En esos puestos se les pone un sueldo a la medida del favor que se les debe sin importar nada que ese dinero sale de los impuestos de todos los catalanes (y resto de España) y que por eso no se pueden pagar pensiones, hospitales o escuelas. Y los demás no dicen nada porque también colocan a los suyos en otros muchos lugares, se trata sólo de una tarta en la que se tiene una parte proporcional a la importancia de tu voto en las instituciones de todo tipo.

Sorprende que aparezca en la página de inicio que Cataluña tiene una embajada en el centro de Madrid para todo el estado español. Es decir, Cataluña tiene en Madrid una embajada para promocionar el turismo catalán incluso en Cataluña (aquí ya me empieza a doler la cabeza). Porque digo yo que en estos tiempos que corren y dado que vivimos en un mundo interconectado quizás fuera suficiente con una promoción en redes sociales, que salen gratis, en lugar de pagar el elevadísimo coste que supone mantener esa oficina en el mismo centro de Madrid.

Pero lo curioso viene cuando pinchas sobre la memoria del ejercicio 2011. Me he dado de bruces con la estructura de sus órganos de gobierno imaginando cuánto cuesta mantener sueldos, dietas, viajes y demás gastos de toda esa gente. Y digo imaginar porque cuando he intentado saber lo que cobran en eso sí que no hay ninguna información en ninguna página oficial.

Artur Mas “manostijeras” recorta desde hace meses en servicios fundamentales para los ciudadanos mientras lanza mentiras sobre el injusto trato de esa nación extranjera que para él es España mientras olvida que aeropuertos, autovías y otras muchas infraestructuras en Cataluña, como en el resto de España, depende de inversiones del estado y de Europa. Luego sigue subiendo el nivel amenazando con incumplir la ley esa que le permite ser presidente de una comunidad autónoma y que es la base de la convivencia de todos los ciudadanos. Mas olvida que somos todos los españoles los que tenemos que decidir sobre el futuro de este país tal y como lo dice nuestra propia constitución.

La actitud de Mas intenta ocultar la incapacidad de su actuación para gobernar a los catalanes protegiendo sus derechos básicos y supone una agresión a nuestro sistema democrático. Su actitud desestabiliza todo el sistema principalmente porque es una agresión al estado desde el propio estado.

Más le valdría a Mas defender el derecho de todos los que son sus gobernados y no velar por sus propios intereses partidistas. En lugar de subvencionar la exclusión de la cultura española en Cataluña su trabajo debería ser el de garantizar que los catalanes tengan los mismos derechos que el resto de los españoles y que todos juntos intentemos alcanzar el nivel que disfrutan en otros países de Europa. Demasiado trabajo para alguien más preocupado de sentar su propio culo en una silla.

Y yo pensaba hoy hablar de educación…

Acerca de @juanmacapa

Profesor de Latín y griego en el I.E.S. Rambla de Nogalte de Puerto Lumbreras
Esta entrada fue publicada en General, Ideario político, nacionalismo, Política general, upyd y etiquetada , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Puedes escribir un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s