Mienten y nos difaman


La estrategia que ha decidido llevar adelante el gobierno regional para justificar sus recortes está bastante clara. Ha enviado a sus legiones a todos los medios de comunicación y foros de distinto ámbito para vendernos dos grandes mentiras: que estas medidas son coyunturales y temporales y que eran ineludibles por la discriminación que el gobierno central hace al murciano impidiendo su endeudamiento, decisión que sólo es fruto de la persecución a la que el PSOE somete a las comunidades en las que gobierna el PP.

Pretende el gobierno regional echar balones fuera una vez más y utiliza ese victimismo que tan buenos resultados le dio hasta ahora con temas como el agua o el abandono al que nos somete un gobierno central empeñado en machacar a los murcianos por el simple hecho de votar mayoritariamente al PP.

Hasta aquí todo entraría en la lógica habitual de una defensa política de aquellos que no tienen plan de gobierno y actúan a impulsos de iluminados que están convencidos de poseer la verdad absoluta y eterna por medio de las urnas. El PP en Murcia está seguro de que los votos que llevan años recibiendo de forma mayoritaria son de su propiedad y garantizan el que puedan hacer lo que les dé la gana sin pagar precio político alguno por ello. Si hay un caso de corrupción el corrupto recibe aún más apoyo popular y garantiza aún mejores resultados en las urnas.

Deberían saber, sin embargo, que ese apoyo mayoritario de los murcianos se debe más a la propia debilidad de una oposición rota por las luchas internas e incapaz de ofrecer una alternativa convincente que a sus propios méritos.

Todo ese estado de cosas ha cambiado en estos días. Por fin se ve la verdadera cara de unos dirigentes prepotentes que insultan a todo el que les critica despreciando cualquier otra opinión que no sea la suya.

Habitualmente estas situaciones de gobiernos con mayorías absolutas por varias legislaturas acaban generando una administración en la que el clientelismo y el amiguismo vencen a la transparencia, la eficacia y la eficiencia. Durante años ha sido suficiente con decir que la culpa era de los otros para seguir derrochando el dinero que no se tenía en obras y proyectos megalómanos sin hacer un verdadero análisis de las necesidades de la región. El resultado ha sido que estamos a la cola de Europa en todo y hemos perdido la gran oportunidad de un desarrollo que nos lleve al siglo XXI.

Desastres como el de Polaris nos dejan pérdidas millonarias, autovías sin uso y aeropuertos inviables económicamente porque querían convertir Murcia en el geriátrico de Europa y han fracasado. Pero seguimos sin tener unos trenes mínimamente dignos, nuestra sistema educativo suspende en valoraciones externas y la sanidad está casi en la quiebra.

El gobierno regional miente porque estas medidas sí se podían haber evitado con una buena gestión y no gastando lo que no se tenía. Se gastaron millones de euros en auditorios, pabellones o pegatinas en un F1 que ni se ven. Dilapidaron nuestro dinero en sueldos enormes a sus amigos, en coches oficiales, en subvenciones sin control.

Han gastado el dinero que no tenían y cuando se ha acabado lo cogen de educación y sanidad. Dicen que las medidas son temporales pero no dicen durante cuanto tiempo se aplicarán ¿meses, años?

Para colmo de males han emprendido una campaña de desprestigio de los funcionarios para que la opinión pública nos considere vagos, indolentes y cargados de privilegios. Dicen que las protestas que han sacado a la calle a 60.000 personas son por 75 euros. Los funcionarios somos los que sostenemos el sistema que permite que ellos puedan seguir cobrando sus sueldazos y además trabajamos para que puedan salir en la foto. Decía un comentario en un blog que los funcionarios somos los únicos trabajadores que podríamos seguir desempeñando nuestras funciones aunque no tuviéramos a nuestros jefes, y yo añadiría que lo haríamos mejor si ellos no estuvieran.

Los ciudadanos hemos salido a la calle para luchar por la educación porque el decreto aprobado lo que hace, además de recortar de una forma injustificada nuestros derechos adquiridos, es reducir las inversiones para educación y sanidad. Luchamos para que nuestros servicios sanitarios y nuestra educación sea mejor y no se vean perjudicadas por una gestión incompetente. Los ciudadanos no vamos a hacerles el juego y dentro de unos meses castigaremos en las urnas a los que no han sabido gobernar ni en el gobierno central ni en el regional. Es la hora de dejar paso a otros que sí sepamos lo que queremos hacer y estamos convencidos de que nuestra alternativa hará que las cosas cambien por fin porque tenemos otra forma de hacer política con una reforma integral que es lo que están buscando los ciudadanos.

 

Anuncios

Acerca de @juanmacapa

Profesor de Latín y griego en el I.E.S. Rambla de Nogalte de Puerto Lumbreras
Esta entrada fue publicada en General, Política general y etiquetada , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a Mienten y nos difaman

  1. Pingback: Director general desprestigia a los docentes « JUAN MANUEL CABRERA PAREJA CANDIDATO DE UPYD A LA ALCALDÍA DE LORCA 2011

Puedes escribir un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s